La lencería para el día de tu boda

La lencería para novia es un tema que no ha hay puedes pasar por alto si estás planeando tu boda.

Hay una amplia variedad de lencería, desde braguitas, culottes o sujetadores, pero en este artículo nos vamos a centrar exclusivamente en estos últimos: los sujetadores para novia.

Es muy importante en este día dar con la pieza acertada, ya que nuestra comodidad va a depender de ello. Pero además de ir cómodas, tenemos que ir guapas, y sobretodo el vestido, como la lencería que llevemos debajo, nos ayudaran a sentirnos guapísimas.

Para ello, vamos a daros algunos consejos para que escojáis correctamente el sujetador que necesitáis.

Lo que nos va a marcar la pauta para saber escoger el sujetador, va a ser el vestido de novia:

Tenemos que tener presente:

  • El escote, por delante y por detrás
  • Lo entallado del vestido de novia
  • La tela en la que esté diseñado

En caso de que el vestido de novia sea liso y con cuello alto o escote recto, lo idea es escoger un sujetador a su vez liso, de esta forma, evitamos que se vean los bordados del sujetador a través del vestido.

Si por el contrario, el vestido es de palabra de honor, se recomienda que el sujetador de novia sea sin tirantes pero mejor con push-up, ya que lo que nos interesa es que realce el pecho. En este caso, lo mejor es probarse muy bien esta pieza de lencería, ya que existen un gran número de modelos de sujetadores sin tirantes y no todos se adaptan igual de bien al busto de cada una. En el caso de que no encuentres un sujetador sin tirantes que no se adapte a ti, siempre puedes escoger un corsé rígido, este realza el pecho y define la cintura.

Si el escote del vestido se encuentra en la espalda, habrá que escoger un sujetador de “espaldas libres”, este es un sujetador que permite jugar con la posición de los tirantes.

 

En nuestra web, te hablamos más sobre sujetadores para novia.